HOJAS DE COCA


HOJA DE COCA

(Erythroxylum coca) es la antigua medicina ritual de las sierras altas de Bolivia y Perú. Su consumo, es una tradición entre los pobladores de estas regiones y es muy anterior a la conquista española. Los rastros arqueológicos más lejanos de la hoja de coca se remontan a unos 2000 años a. C. Los Incas utilizaron la coca para diversos fines, como expresión de amistad, como moneda, para retribuir servicios. De ellos deriva, además, el carácter sagrado de la hoja de coca. Mezclada con aceites vegetales se usaba para reblandecer las rocas. Fueron los Incas quienes descubrieron sus propiedades terapéuticas e iniciaron el empleo medicinal de la coca. El Imperio Inca dispuso el establecimiento de plantaciones que eran propiedad del Inca, para mantener una producción estable de coca.

Koka Kintu, como le llaman en los Andes, es un aliado del hombre andino. Para este pueblo, la coca es un regalo del Inti o del Dios Sol. Allí nace su valor mágico que en rituales puede aconsejar, entregar visiones o conocimientos especiales.

Además, la hoja es una ofrenda que se deposita en lugares específicos y es utilizada en muchas ceremonias, para recibir protección y propiciar las buenas cosechas.

Más que un amplificador de la conciencia, se trata de una planta levantadora del espíritu. Los chamanes que guardan su tradición cuentan que ayuda a mantenerse despierto, y a caminar durante días por regiones donde el oxígeno escasea, sin hambre y sin cansancio. Hablan de ella como de “una guerrera”.

                CEREMONIA DE LA HOJA DE LA COCA

Share